Ver demo×
×

¡Vean a NinjaOne en acción!

Al enviar este formulario, acepto la política de privacidad de NinjaOne.

¿Qué es una superficie de ataque?

En la era digita, en la que las ciberamenazas evolucionan constantemente, conocer la superficie de ataque es fundamental para aplicar medidas de seguridad eficaces y proteger tus activos digitales. En este artículo daremos una definición de superficie de ataque, explicaremos su importancia y daremos algunos consejos para gestionarla y reducirla.

¿Qué es una superficie de ataque?

Es un término colectivo para todos los puntos en los que un usuario no autorizado (también llamado atacante) puede intentar entrar en un sistema o extraer datos de él. Comprende todas las formas en que un sistema puede sufrir intrusiones. No se limita a las vulnerabilidades del software, sino que también incluye errores humanos, de configuración de los sistemas y otros riesgos.

Tipos de superficies de ataque

Principalmente, existen tres tipos de superficies de ataque: físicas, digitales y sociales.

  1. Superficie de ataque físico: incluye todos los endpoints del hardware que un atacante podría explotar potencialmente.
  2. Superficie de ataque digital: comprende todos los puntos digitales como programas informáticos, redes, datos y usuarios que pueden explotarse.
  3. Superficie de ataque social: se trata de explotar errores o comportamientos humanos para infiltrarse en el sistema.

Superficie de ataque vs. vector de ataque

La superficie de ataque representa todos los puntos potenciales en los que usuarios no autorizados podrían intentar acceder a un sistema o extraer datos de él. Este concepto incluye las vulnerabilidades del software, los riesgos asociados a los errores humanos y los fallos de configuración del sistema.

Por otro lado, un vector de ataque se refiere al método o vía utilizado por un atacante para obtener acceso no autorizado a una red o sistema. Normalmente aprovecha una vulnerabilidad del sistema y puede incluir métodos como correos electrónicos de phishing, archivos adjuntos maliciosos o sitios web infectados.

Mientras que una superficie de ataque se refiere a «dónde» podría producirse un ataque, un vector de ataque se refiere a «cómo» se produce ese ataque. Ambos son conceptos cruciales en ciberseguridad, que ayudan a comprender y mitigar las amenazas potenciales.

Cómo reducir la superficie de ataque

Hay varias formas de reducirla:

  1. Minimizar el uso de software y servicios innecesarios para reducir el número de posibles puntos de entrada de los atacantes.
  2. Garantizar que los sistemas se actualizan y son parcheados regularmente para abordar las vulnerabilidades conocidas con prontitud.
  3. Supervisar y restringir estrechamente el acceso de los usuarios con privilegios para limitar las posibles amenazas internas.
  4. Implementar una autenticación multifactor para proporcionar una capa adicional de seguridad a las cuentas de usuario.
  5. Hacer copias de seguridad de forma regular y cifrar los datos sensibles para que sean menos accesibles a personas no autorizadas.

¿Qué es la gestión de la superficie de ataque?

Se refiere a la práctica de identificar, evaluar y asegurar todos los puntos en los que un atacante podría potencialmente obtener acceso no autorizado a un sistema o datos. Esta gestión incluye la supervisión y mitigación de los riesgos asociados a las vulnerabilidades del software, los errores humanos y los fallos de configuración del sistema. Es un aspecto crucial de la estrategia de ciberseguridad, diseñado para reducir preventivamente la probabilidad de éxito de los ataques.

Gestión y reducción de la superficie de ataque

Comprender y gestionar la superficie de ataque es un aspecto fundamental de la ciberseguridad, ya que permite proteger los activos digitales identificando posibles vulnerabilidades y aplicando medidas de seguridad eficaces. Si haces una supervisión periódica y la reduces, irás un paso por delante de las ciberamenazas, mejorando la seguridad y la fiabilidad de tus sistemas.

Próximos pasos

La creación de un equipo de TI próspero y eficaz requiere contar con una solución centralizada que se convierta en tu principal herramienta de prestación de servicios. NinjaOne permite a los equipos de TI supervisar, gestionar, proteger y dar soporte a todos sus dispositivos, estén donde estén, sin necesidad de complejas infraestructuras locales.

Obtén más información sobre NinjaOne Endpoint Management, echa un vistazo a un tour en vivo o comienza tu prueba gratuita de la plataforma NinjaOne.

Quizá también te interese...

¿Listo para convertirte en un Ninja informático?

Descubre cómo NinjaOne puede ayudarte a simplificar las operaciones de TI.