Ver demo×
×

¡Vean a NinjaOne en acción!

Al enviar este formulario, acepto la política de privacidad de NinjaOne.

¿Qué es la inteligencia de amenazas (CTI)?

La constante evolución de las ciberamenazas ha llevado al desarrollo de sofisticados mecanismos de defensa. Una de estas herramientas críticas que ha ganado prominencia en el campo de la ciberseguridad es la inteligencia de amenazas. No es una simple palabra de moda, sino un elemento esencial para tener una estrategia de ciberseguridad eficaz.

¿Qué es la inteligencia de amenazas (CTI)?

Por inteligencia de amenazas entendemos una información organizada, analizada y refinada sobre ataques potenciales o en curso que amenazan la seguridad informática de una organización. Esta información procede de datos sin procesar sobre amenazas y vulnerabilidades existentes o emergentes. 

El objetivo principal de la inteligencia de amenazas es ayudar a las organizaciones a comprender los riesgos de las amenazas externas más comunes y graves, como las amenazas de día cero, las amenazas persistentes avanzadas y los exploits. Existen muchas ideas equivocadas en torno a la ciberseguridad, pero se trata de una herramienta que ofrece a las organizaciones la información que necesitan para proteger su infraestructura informática. 

¿Por qué es importante la inteligencia de amenazas?

La inteligencia de amenazas es crucial. Dota a las organizaciones de los conocimientos necesarios no sólo para comprender las ciberamenazas, sino también para predecirlas y prevenirlas. Al ofrecer una visión de las amenazas potenciales y proporcionar información procesable, la CTI permite a las organizaciones mejorar su postura de seguridad y tomar decisiones informadas sobre la gestión de riesgos.

Tipos de inteligencia de amenazas

Existen principalmente tres tipos de CTI:

  1. Inteligencia táctica: este tipo de inteligencia implica la identificación de indicadores específicos de amenazas, como direcciones IP, dominios o hashes de malware. Suele ser utilizada por los defensores de primera línea para mejorar sus capacidades de respuesta y detección de incidentes.
  2. Inteligencia operativa: esta forma de inteligencia se refiere a los métodos, tácticas y procedimientos utilizados por los actores de la amenaza. Proporciona un conocimiento más profundo del panorama de las amenazas, lo que permite a los equipos de seguridad anticiparse y prepararse para tipos de ataques específicos.
  3. Inteligencia estratégica: este tipo de inteligencia proporciona una visión de alto nivel del panorama de las amenazas, incluidas las tendencias y las amenazas emergentes. Suele ser utilizada por los responsables de la toma de decisiones para comprender de forma más amplia el entorno de la ciberseguridad y tomar decisiones estratégicas.

Funciones de la inteligencia de amenazas

La inteligencia de amenazas viene con numerosas funciones que ayudan a mejorar la seguridad de una organización. Entre ellas figuran:

  • Información contextual: proporciona información de gran valor sobre el contexto en que estas se producen, ayudando a priorizarlas y abordarlas con eficacia.
  • Enfoque proactivo: gracias al análisis predictivo, permite a las organizaciones adoptar un enfoque proactivo de la ciberseguridad, en lugar de reactivo.
  • Caracterización de los actores de la amenaza: ofrece información sobre las tácticas, las técnicas y los procedimientos (TTP) de las distintas amenazas, lo que ayuda a anticiparse a sus movimientos.
  • Evaluación del riesgo: al proporcionar una visión completa del panorama de las amenazas, ayuda a evaluar y gestionar mejor los riesgos.

Inteligencia de amenazas: una herramienta vital para la ciberseguridad

La inteligencia de amenazas es una herramienta vital en el campo de la ciberseguridad que proporciona a las organizaciones los conocimientos y perspectivas necesarios para comprender, predecir y prevenir las ciberamenazas. Usar una inteligencia de amenazas junto con una lista de control de ciberseguridad reforzará inmediatamente tu posición frente a las ciberamenazas.

Con sus diversos tipos y características, la inteligencia de amenazas desempeña un papel crucial en la mejora de la postura de seguridad de una organización y en la toma de decisiones informadas sobre la gestión de riesgos. Con la continua evolución de las ciberamenazas, la importancia de la inteligencia de amenazas no hará más que aumentar, convirtiéndose en una parte indispensable de cualquier estrategia sólida de ciberseguridad.

Próximos pasos

La creación de un equipo de TI próspero y eficaz requiere contar con una solución centralizada que se convierta en tu principal herramienta de prestación de servicios. NinjaOne permite a los equipos de TI supervisar, gestionar, proteger y dar soporte a todos sus dispositivos, estén donde estén, sin necesidad de complejas infraestructuras locales.

Obtén más información sobre NinjaOne Endpoint Management, echa un vistazo a un tour en vivo o comienza tu prueba gratuita de la plataforma NinjaOne.

Quizá también te interese...

¿Listo para convertirte en un Ninja informático?

Descubre cómo NinjaOne puede ayudarte a simplificar las operaciones de TI.